Two-Minute Teaching

[ver abajo para español]

April was National Child Abuse Awareness Month. Part of the Catholic Church’s policy for sexual abuse prevention is for priests to preach at least once a year on the topic of sexual abuse awareness. A report is filed with the archdiocese stating that the pastor did, in fact, address the issue of sexual abuse prevention at one of the Masses. My thanks and our thanks go to Aurora Reyes and Karen Hill for making that report every year. They are on top of it, and they remind me if I forget to do it.

The topic of sexual abuse awareness will not go away, and it shouldn’t. There will always be a need to be attentive to the safety and exploitation of children and the vulnerable. Our Capuchin friars in formation are constantly attending workshops and classes on sexual awareness in an effort to assure safety in our communities and our ministries. We older friars must attend classes too that maintain our accreditation as having taken the necessary measures to remain attentive to the issue of sexual abuse in all areas of life.

The Wisconsin Attorney General recently said that an investigation of Catholic dioceses and religious orders in the state will be conducted to give a full accounting of sexual abuse at the hands of Catholic leaders and ministers in Wisconsin. Approximately 8 or 9 years ago, our Capuchin Order already did that. Still, the investigation is necessary in order to keep the Church accountable and as true to its message as possible when it comes to respecting human life, especially the lives of our children and vulnerable individuals.

EspaƱol:

Abril fue el Mes Nacional de la Conciencia del Abuso Sexual. Una parte de la política de la Iglesia Católica para la prevención del abuso sexual es que los sacerdotes prediquen por lo menos una vez cada año sobre el tema de la prevención del abuso sexual. Un informe está archivado con la arquidiócesis declarando que el párroco, de hecho, abordó el asunto de la prevención del abuso sexual en una de las misas. Nuestro agradecimiento para Aurora Reyes y Karen Hill por hacer ese informe cada año. Ellas están muy al pendiente de eso y me recuerdan en caso de que se me olvide.

El tema de la conciencia del abuso sexual no desaparecerá, y no debe desaparecer. Siempre habrá una necesidad para estar atento a la seguridad y explotación de los niños y los más vulnerables.

Nuestros frailes Capuchinos en formación, constantemente están asistiendo a los talleres y clases sobre la conciencia sexual en un esfuerzo para reforzar la seguridad en nuestras comunidades y nuestros ministerios. Los frailes más viejos como yo, debemos asistir a la clase también para mantener nuestra acreditación en haber tomado las medidas necesarias para permanecer atentos a la cuestión del abuso sexual en todas las áreas de vida.

El Procurador General de Wisconsin recientemente dijo que una investigación de las diócesis católicas y las órdenes religiosas en el estado será conducida para dar una contabilidad completa sobre el abuso sexual a manos de los líderes católicos y ministros en Wisconsin. Casi hace ocho o nueve años atrás, nuestra Orden Capuchina lo hizo. Aun así, una investigación es necesaria para mantener la Iglesia explicable y verdadera a su mensaje cuando se trata de respetar la vida humana, especialmente las vidas de nuestros niños y los mas vulnerables.